El Niño deseca el lago Poopó en Bolivia

La intensidad de la corriente estacional El Niño en 2015 ha provocado la desecación completa del lago Poopó de Bolivia. Dos imágenes de la constelación SPOT 6 y 7 plasman esta catástrofe ecológica.

El fenómeno de El Niño de 2015 es uno de los más potentes desde 1950. Se ha traducido en una grave sequía en Bolivia, que ha provocado la evaporación del lago Poopó, el segundo del país en cuanto a superficie después del Titicaca. La fauna y la flora han resultado gravemente afectadas, y se ha interrumpido la actividad humana en torno al lago.

El lago Poopó, situado a 3.684 m de altitud y con una longitud de 90 km, ya era un ecosistema enfermo. La irrigación agrícola y minera, así como las deficiencias en las políticas de protección medioambiental, condujeron a las autoridades locales a catalogar al lago en 2014 como zona siniestrada. La fuerza de la corriente estacional El Niño de 2015 ha provocado un importante aumento de las temperaturas, responsable de la evaporación y la desecación del lago. El 17 de diciembre de 2015, la Asamblea Legislativa del departamento de Oruro declaró oficialmente la catástrofe ecológica.

Dos imágenes de la constelación SPOT 6 y 7 plasman el alcance del fenómeno. El archivo de 2013 muestra un lago lleno. Una imagen adquirida en 2016 ilustra el estado actual del lago, prácticamente desaparecido. En ambas fechas, unos segundos fueron suficientes para cubrir los 2.850 km2 del lago.


SPOT 6, 24 de marzo de 2013

SPOT 7, 16 de enero de 2016
Want to insert this comparison on your website ?

El Niño deseca el lago Poopó en Bolivia